Gorbachov, el líder que cambio la historia

Mijaíl Gorbachov. (Imagen: archivo partiicular-VBM).

Mijaíl Gorbachov el premio nóbel, el último Jefe de Estado de la antigua Unión Soviética, el líder del siglo XX y el gran modernizador de la URSS, aunque para los más radicales fue el lastre que perdió un imperio.

Este gran líder le deja al mundo un importante legado por su deseo de democracia, de libertad y de paz.

Sería injusto desconocer hechos históricos que llevaron a que Gorbachov hiciera las transformaciones que realizó y que desvirtúan lo dicho por sus opositores que lo culpabilizan del fin de la Unión Soviética.

Para marzo de 1985 fecha en la que asumió el poder, la URSS tenía enormes dificultades y su economía estaba colapsada y este líder no solo logró implementar una economía de mercado sino mejorar las relaciones internacionales soviéticas, haciéndolas más dinámicas y abiertas, pues conocía muy bien que el mundo era interdependiente y era vital tener mejores relaciones con todos los actores sin división o discriminación alguna.

Existieron otros factores que hicieron que esta gran potencia que jugó un papel predominante dentro del contexto de la Guerra Fría o el sistema bipolar como lo conocen algunos se viniera abajo.

Entre las causas se encuentran el autoritarismo y la centralización en el que el pueblo perdió todas sus libertades y derechos. Las decisiones que tomaba el Politburó y el partido comunista no tuvieron en cuenta las verdaderas necesidades de los soviéticos de las quince repúblicas que formaron parte de la Unión Soviética, y mucho menos la diversidad cultural que es un factor importante a tener en cuenta.

Esta dictadura comunista y su centralización llevaron a un Estado burocratizado y corrupto lo que anquilosaba todo el sistema y hacía difícil cualquier tramitación.

La educación no era la adecuada para una potencia, por ello era necesario reforzarla y mejorarla. Los estudiantes estaban dispuestos a una liberalización que vendría con la mano reformista de Gorbachov a través de su «Perestroika» y su Glasnost (apertura, transparencia).

Gorbachov consideró que la iniciativa privada estimularía la innovación, y por primera vez los individuos y las cooperativas podrían ser dueños de negocios.

Este visionario también promovió las inversiones extranjeras en las empresas soviéticas.

Sus reformas fueron liberales y pretendieron democratizar a la URSS conservando la unión de las 15 repúblicas, lo cual no se dio.

Gorbachov otorgó el derecho a la huelga a los trabajadores y con ello mejores prestaciones y condiciones laborales, algo que fue un hito sin precedentes.

Con el Glasnost  se pretendió acabar con la represión y otorgar más libertades a los ciudadanos permitiendo la libertad de información en los medios de comunicación.

Algo insólito para el momento fue la convocatoria que hizo a elecciones legislativas en las que participaron otros grupos políticos que antes no tuvieron presencia y que habían sido desconocidos. Lastimosamente a pesar de las reformas para implementar una economía de mercado no llegaron a tiempo como él esperaba.

Con la caída del Muro de Berlín en 1989 se dio el inicio del fin del mundo bipolar. Gorbachov consideró que los países tenían derecho a decidir por sí mismos su sistema político y económico, lo que alentó sin querer el deseo de independencia de sus provincias.

Un tema que acerco a Gorbachov con Ronald Reagan su homólogo estadunidense fue la decisión que tomó el líder soviético de dejar a un lado la agresiva carrera armamentista, y retirar sus tropas de Afganistán. Él Creyó en la existencia de valores más allá de la bipolarización.

Como lo mencionó la BBC News Mundo en la noticia 6 factores que explican la sorpresiva y espectacular caída de la Unión Soviética del 26 de diciembre del año 2021, la sublevación que se dio en Polonia en 1989, la revolución de terciopelo en Checoslovaquia, el fusilamiento del líder comunista Nicolae Ceaucescu y de su esposa en Rumania, la escases de alimentos en la URSS, la política no intervencionista de Gorbachov dieron origen a los movimientos independentistas en las repúblicas del bloque soviético.

Los Estados bálticos fueron los primeros en independizarse de Moscú; posteriormente ocurrieron más separaciones como la de la Federación Rusa, Ucrania y Bielorrusia; y en 1991 se independizaron ocho repúblicas más y posteriormente lo hizo Georgia que fue la última en separarse de la URSS.

Con todo este panorama, el último líder soviético enfrentó una terrible oposición del partido comunista que pretendió derrocarlo; el 27 de diciembre de 1991, Gorbachov renunció a su cargo para evitar la guerra.

Lo que no podemos desconocer es que Gorbachov fue un hombre de paz, un demócrata y un visionario, el líder que facilitó la reunificación alemana y dio libertad. La historia lo juzgara en justicia como el líder más importante del siglo XX.

——————————————————————

Clara Inés Chaves RomeroExdiplomática y escritora. Comunicadora con amplia experiencia en columnas de opinión, en análisis de la política nacional e internacional. Escritora del libro Justicia Transicional, del laberinto a la esperanza catalogado de consulta y del libro Crónicas de Juegos y maquinaciones políticas. Columnista de la revista “Realidades y Perspectivas” universidad de Chile Columnista. “revista Ola Política”, febrero 2019- actualmente. 

Acerca Clara Inés Chaves