Simposio Colombia, 10 de marzo de 2015

colombia-colombianoPor: el General Manuel José Bonett Locarno

El día 10 de marzo del presente año, se realizó el ya tradicional Simposio Colombia con la asistencia de reconocidas figuras de la política, la economía y la sociedad colombiana en general.

Para empezar, la dirección del evento planteo a los asistentes tres preguntas como temas de discusión más las que surgieran durante el debate. Estas preguntas fueron:

  • ¿Cuál será la cantidad del conflicto que se va a desactivar en el territorio nacional en el caso de que las FARC entreguen sus armas y se desmovilicen, teniendo en cuenta que la mayoría de los agentes y factores generadores de inseguridad van a permanecer vigentes y posiblemente aumentaran la intensidad de su accionar?
  • ¿Cómo consideran los asistentes que será la economía del postconflicto considerando que la mayoría de sus agentes seguirán activos y por lo visto el gobierno planea invertir grandes sumas de dinero para la consolidación de la paz?
  • ¿Qué concepto tienen de la justicia transicional y sobretodo en el caso de los cabecillas de la guerrilla que han manifestado que no pagaran “un solo día de cárcel” y que aspiran a formar un partido político. Esto, considerando que en diferentes encuestas la opinión nacional ha manifestado su rechazo a las posiciones de estos cabecillas?

Algunas de las consideraciones que expusieron los asistentes fueron:

  • No se trata de acabar con el conflicto, tampoco vamos a acabar la guerra. Solo con un actor desmovilizado, se piensa que la conflictividad va a continuar y tenderá a crecer
  • Sobre la economía del postconflicto no se pueden desplazar fondos de la seguridad para este periodo. Se cree que los requerimientos de seguridad van a aumentar, por ahora no se ha definido uno de los temas fundamentales del acuerdo como es el de las víctimas, allí es donde hay que poner parte importante de los recursos para que el proceso tenga éxito.
  • En cuanto a la justicia transicional se expresa que la mayoría de los conflictos terminan con esta forma de justicia alternativa. Ahora, ¿Por cuánto tiempo? eso depende de lo acordado.

La cárcel no es apta para la reconciliación nacional ni para reparar el tejido social. La cárcel no lo es todo. Debemos ser creativos

  • El hecho de que el gobierno anterior no aceptara el conflicto, obligo a los comandantes a utilizar el término de postvictoria y finalmente de consolidación pero con el problema de que si el enemigo se retiraba de las áreas, el estado no estaba en capacidad de reemplazarlo y solo la fuerza pública cumplía esta función pero en condiciones muy limitadas por la falta de recursos. La etapa de post conflicto o consolidación requiere que el estado actúe de forma integral.
  • No se debe pensar en la paz de las FARC como único factor para garantizar la seguridad de Colombia, no hay que olvidar que los grandes delitos estratégicos como la minería ilegal, el narcotráfico, el tráfico de armas, el tráfico de gasolina, el tráfico humano, el crimen electrónico, la extorción y muchos otros continuaran vigentes. Esto es lo que hace que la cantidad de conflicto que se va a desactivar en este proceso de paz, sea más bien reducida. Con las FARC puede ocurrir lo mismo que sucedió con las AUC, o sea que muchos pasaran a las bacrim y a otras organizaciones criminales.
  • Hay un doble discurso que tiene que ver con la izquierda y la derecha. Si el gobierno anterior extraditó a los cabecillas de las AUC, ¿se hará lo mismo en esta ocasión con los de las FARC?
  • Considerando que es muy poca la cantidad de conflicto que se va a desactivar, podemos pensar que la mayoría de los agentes de inseguridad se van a desplazar a otras actividades criminales.
  • La clase política colombiana y el liderazgo en general, ha sido generadora del conflicto. La violencia ha sido de parte y parte y la impunidad está presente en todo el panorama delictivo del estado. Hay que pasar la página. Es conveniente considerar favorablemente la propuesta del presidente Gaviria.
  • La paz es con todos, el postconflicto no es toda la teoría del estado. La acción del estado debe ser integral. La terminación del conflicto no depende del solo gobierno, sino de todo el estado. Sin el Caguan, no hubiéramos tenido Seguridad Democrática, y sin esta no habría conversaciones de la Habana. No se concibe el postconflicto sin Verdad, Justicia y Reparación.
  • El conflicto puede acabarse, tal como aparece en Colombia como la lucha armada por el poder, pero la violencia va a continuar. La guerrilla, es un obstáculo para que la izquierda pueda llegar al poder. En este momento Colombia tiene un bajísimo poder de interlocución en el exterior y esto va a dificultar el desarrollo de la justicia transicional.

Acerca General Manuel José Bonett Locarno