Se trata de la más alta distinción que otorga la ciudad

Por: Alexander Velasquez

Cinco personalidades e instituciones recibieron el Premio “Gonzalo Jiménez De Quesada” 2018 por sus aportes a Bogotá

premio gonzalo

El galardón, que concede  la Sociedad de Mejoras y Ornato de Bogotá desde 1938 por mandato de la ciudad,  fue entregado en cinco modalidades:  Medio ambiente y ordenamiento territorial, Liderazgo (Mejor ciudadano del año 2018); Participación Ciudadana, Educación  y Divulgación. Le fue concedido este añoa  dos personajes ilustres  (Julio Carrizosa Umaña y José Félix Patiño Restrepo), una organización cívica  (la Federación de Acción Comunal de Bogotá); una universidad (el Colegio de Estudios Superiores de Administración, CESA) y una publicación especializada (la revista Proa Arquitectura).

En ceremonia realizada en el Museo El Chicó, la Sociedad de Mejoras y Ornato de Bogotá concedió el Premio “Gonzalo Jiménez De Quesada”, en su edición número 80. Este galardón, creado en honor al fundador de Bogotá, es un reconocimiento anual que la ciudadanía bogotana hace, a través de postulaciones públicas, a personas naturales o jurídicas por losbuenos servicios prestados a la ciudad o a sus habitantes.

En esta ocasión, con motivo de los 480 años de Bogotá, se escogieron cinco ganadores, en las modalidades de Medio ambiente y ordenamiento territorial, Liderazgo (Mejor ciudadano del año 2018); Participación Ciudadana, Educación  y Divulgación.

 “Este premio se otorgó por primera vez en 1938, año en que se programaron en Bogotá esplendidos festejos y solemnes ceremonias para conmemorar el IV Centenario de su fundación. La ciudad era una pequeña aldea de apenas 360 mil habitantes”, preciso Carlos Roberto Pombo Urdaneta, presidente de la entidad. Recordó además que por aquella época “el Cabildo de la ciudad encomendó a la Sociedad de Mejoras y Ornato galardonar a quienes han prestado los mejores servicios a la capital y contribuido a su progreso social, físico y cultural”.

Ellos  fueron los ganadores en 2018

Premio “Gonzalo Jiménez de Quesada” en la modalidad deMedio ambiente y ordenamiento territorial al doctor  Julio Carrizosa Umaña, “por sus valiosos aportes en defensa de la sostenibilidad urbana y territorial; y en conceptos, experiencia e investigación en aspectos ambientales de la mayor relevancia para el país y para Bogotá. Y por toda una trayectoria vital distinguida por la caballerosidad y el señorío”.

Reseña:El doctor Julio Carrizosa Umañaes  ingeniero civil de la Universidad Nacional, magíster en economía de la Universidad de los Andes y máster en Administración Pública en la Universidad de Harvard, se especializó además en cartografía y fotogrametría en la Universidad de Ohio.  Fue director del Instituto Geográfico Agustín Codazzi (1969-1973); decano de la facultad de Economía de la Universidad América (1969-1971) y decano de la facultad de Ingeniería de la Universidad Jorge Tadeo Lozano (1971-1978); además de director del Instituto de Estudios Ambientales de la Universidad Nacional (1993-1998), entre otros importantes cargos.

 Premio “Gonzalo Jiménez de Quesada” en la modalidad Liderazgoal doctor  José Félix Patiño Restrepo, como mejor ciudadano del año 2018, “por su vida y obra consagrada al mejoramiento de la educación y la salud a través de su desempeño gestor  de  instituciones como la Universidad Nacional de Colombia, la Fundación Santa Fe, la Federación de Facultades de Medicina y la Universidad de los Andes, todas ellas con sede en nuestra querida ciudad”.

Reseña:El doctor Patiño Restrepo, médico cirujano, ha consagrado su vida y obra al mejoramiento de la salud y de la educación. Preocupado por la formación humanística e integral de los profesionales de la salud, en 2004 trasformó el plan de estudios de “médico” de la Universidad Nacional de Colombia, con la inclusión de un componente de humanidades y cultura general, los estudios generales, como fundamento y a lo largo de toda la carrera. Contribuyó a la creación de la Asociación Colombiana de Facultades de Medicina y posteriormente, con el mismo empeño fue la persona que logró la fundación de la Federación Panamericana de Asociaciones de Facultades de Medicina.

Cofundó, presidió y dirigió ambas instituciones durante muchos años. En 2004, su última innovación al plan de estudios para la formación de médicos permitió, no solo crear la Facultad de Medicina de la Universidad de Los Andes, sino también convertir a la Fundación Santafé de Bogotá – de la cual había sido co-fundador – en un Hospital Universitario, veinte años después de su creación.

En 1964, fue nombrado Rector de la Universidad Nacional de Colombia, con sede en Bogotá, que atendía en ese momento tres sedes regionales (Medellín, Manizales y Palmira). Con base en su exitosa experiencia en la formación humanística de los médicos, el Profesor Patiño coordinó el grupo interdisciplinar de profesores que colaboraron en el diseño, creación y puesta en funcionamiento de la “Reforma Patiño”, la cual le dio un viraje completo al sistema académico-administrativo de esta institución. El pilar de su nueva propuesta persigue su gran ideal de humanizar no solo el saber, sino también la formación en sus diferentes conocimientos específicos: con un fortalecimiento de las principales áreas agrupadas en grandes Facultades, promueve el diálogo permanente entre disciplinas, lo cual permite ofrecer una formación profesional y reflexiva “humanística e integral” que imprime calidad y eficiencia en el egresado.  Desde lo administrativo, fortalece la planta profesoral y sus tareas de investigación (bibliotecas), permite la flexibilidad en los planes de estudio (interfacultades) e incita a fomentar ese diálogo interdisciplinar en espacios informales, por fuera del aula de clase (museos, teatros, conferencias, foros). Con base en esta nueva propuesta, logra, en menos de dos años, triplicar el presupuesto de la institución.

Actualmente, además de su desempeño como médico, el profesor José Félix Patiño es miembro del Consejo Superior Universitario de la Universidad Nacional de Colombia, a la que, recientemente, donó la mayor parte de su biblioteca, unos 11.500 volúmenes, que ha quedado ubicada en la Biblioteca Central de la Ciudad Universitaria, en Bogotá, en uno de los edificios construidos durante su rectoría. La consulta de esos volúmenes está abierta a todo el estudiantado citadino o de fuera y al público en general.

 Premio “Gonzalo Jiménez de Quesada” en lamodalidad  de Participación Ciudadana a la Federación de Acción Comunal de Bogotá, “por sus innumerables y valiosos aportes durante los 60 años de funcionamiento, al mejoramiento de la calidad de vida de las vecindades y a la construcción de un tejido de civilidad”.

Reseña:Actualmente, la Federación de Acción Comunal de Bogotá agrupa a 1.780 juntas de Acción Comunal a través de 20 asociaciones, una por cada localidad. Ciudad Bolívar, Kennedy y Suba tienen el mayor números de juntas comunales (241, 212 y 188, respectivamente), en tanto que el menor número se concentran en La Candelaria (4); Mártires (14) y Antonio Nariño (15). (ver cuadro).

El artículo 6º de  Ley 743 de 2002 estipula que la acción comunal “es una expresión social organizada, autónoma y solidaria de la sociedad civil, cuyo propósito es promover un desarrollo integral, sostenible y sustentable,  construido a partir del ejercicio de la democracia participativa en la gestión del desarrollo de la comunidad”. Según datos del Ministerio del Interior, existen 62.553 juntas de acción comunal  en toda Colombia.

Premio “Gonzalo Jiménez de Quesada” en la modalidad de Educación al Colegio de Estudios Superiores de Administración, CESA, “que desde 1975, siendo fiel a los principios de sus inspiradores, seguidor de su vocación de servicio e ilustres ciudadanos de Bogotá: expresidente, Carlos Lleras Restrepo, y el doctor Hernán Echavarría Olózaga, ha llegado a ser una de las más prestigiosas y respetadas escuelas de negocios del país”.

Reseña:Considerada una escuela de administración de primer nivel en Colombia, el CESA fue fundado en 1975 en Bogotá, por iniciativa de ilustres colombianos, entre ellos el expresidente Carlos Lleras Restrepo y el economista e industrial Hernán Echavarría Olózaga.

Ubicado en el tradicional barrio La Merced, de Bogotá, en predios de estilo inglés, el CESA ocupa un área más de 15 mil metros cuadrados, distribuidos en 16 casas y un edificio.

Además de Administración de Empresas, su oferta académica incluye seis programas de posgrado: MBA Internacional, MBA, Maestría en Dirección de Marketing, Especialización en Mercadeo Estratégico, y Maestría y Especialización en Finanzas Corporativas. También, cerca de un centenar de cursos de Formación Continuada (Formación Ejecutiva).

A la fecha, el CESA le ha entregado a la sociedad  más de 3.300 administradores de empresas y más de 4.000 egresados de posgrados que, en conjunto, han creado cerca de 300 empresas, generadoras de más de 15 mil empleos. Sus egresados son reconocidos como sobresalientes en el ámbito empresarial de Colombia.

Premio “Gonzalo Jiménez de Quesada” en la modalidad de Divulgación a la Revista Proa Arquitectura, “Por ser la publicación editada en nuestra ciudad durante más de 60 años al servicio de la divulgación de la arquitectura y el urbanismo”. 

Reseña:La revista Proa Arquitectura nació en 1946 gracias al esfuerzo de tres personajes: Carlos Martínez Jiménez, Jorge Arango Sanín y Manuel de Vengoechea; desde el cuarto número fue dirigida exclusivamente por el primero de ellos; de hecho, durante largas décadas, esta revista fue un esfuerzo fundamentalmente suyo. Pintor, arquitecto, historiador y editor, Carlos Martínez  hizo parte del grupo que promovió la creación de la Sociedad Colombiana de Arquitectos y la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional.

Ciertas anécdotas, dan cuenta de que la revista en sus inicios atacaba a los constructores sin título (despectivamente llamados “picoteros”), y defendía la organización gremial y el “urbanismo científico” representado por el famoso arquitecto Le Corbusier.

 

Acerca Ver Bien Magazín

Ver Bien Magazín
Somos un magazin quincenal con noticias variadas y positivas, que nos ayuden a conseguir un mejor entorno, a ver la vida de manera más positiva, y a construir un mejor mañana. Trabajamos con respeto, independencia y capacidad crítica, sin filiación religiosa ni política. Sin distingos de clase social ni raza. Nuestros únicos credos son: la vida sana, un futuro mejor para nuestros hijos y generar conciencia colectiva con este país, hermoso, llamado Colombia.