¡Los boletos a ganador no son baratos!

Por: Antonio Andraus Burgos

Nacionales, Cerveceros y Dodgers, en la Liga Nacional; Medias Rojas, Indios y Astros, en la Liga Americana, marcan el paso para la postemporada.-

PAG

Billy Martin, el controvertido estratega del béisbol de las Grandes Ligas pero uno de los mejores guardabases de su época, siempre sostuvo que ‘’una cosa es ganar el paso a la postemporada y otra, muy distinta, llegar a la Serie Mundial’’. Y tenía más que razón.

Antes de que se lanzara la primera bola de la temporada de la Gran Carpa del presente año, los expertos clasificaban con favoritismos a tres o cuatro novenas que, en estos instantes, están por fuera de competencia para ir a la jornada de octubre, pero que por estar apenas a mitad de camino del calendario regular, difícil es poderlos descartar.

Y lo peor de todo, es que los clubes que ahora tienen boletos a ganador, no pueden esperar a que de la noche a la mañana todo les pueda ser favorable, cuando sus contrincantes, con contadas excepciones, cuentan con todo el poder necesario para cambiar las tablas de posiciones, antes de recoger los bates de la campaña regular, en la última semana de septiembre venidero.

Se decía por ejemplo, en el pasado mes de marzo, que los Nacionales de Washington, los Mets de Nueva York, los Cachorros de Chicago, los Cardenales de San Luis, los Dodgers de los Ángeles y los Gigantes de San Francisco, saldrían al campo de juego con pronósticos a su favor en la Liga Nacional.

Y en la Liga Americana, las posiciones de ventaja sobre el papel, estaban en poder de los Medias Rojas de Boston, los Yanquis de Nueva York, los Indios de Cleveland, los Vigilantes de Texas, los Astros de Houston y los Orioles de Baltimore.

Pero, ¿qué hay por el momento de todo eso cierto, cuando las novenas ya cruzaron la mitad del calendario regular?

Mirada a la tabla

Si bien es cierto que los Dodgers cuentan con los mejores guarismos en este tramo de la temporada, con 55 ganados y 29 perdidos, la verdad es que los Nacionales tienen el registro en calidad de equipo visitante, cuando compilan 26 victorias y apenas 17 derrotas, pero son líderes de su división, el Este del Viejo Circuito, y están catalogados  como favoritos para ir a la postemporada.

Los Dodgers siguen siendo favoritos para ganar su zona, haciendo respetar su casa, cuando acumulan 33 triunfos contra apenas 11 derrotas, lo mejor de la liga y de todas las Grandes Ligas.

Pero son los Cerveceros de Milwaukee los que muestran que en el béisbol no hay nada escrito, cuando lideran la zona Central de la Nacional, superando a los favoritos Cachorros y a los siempre duros contrincantes, Cardenales de San Luis. La ventaja que tienen los Cerveceros no les asegura nada, pero en el fondo, la novena está ofreciendo una titánica lucha frente a todos los demás encopetados rivales de la división.

Y vale la pena señalar que la Central de la Nacional es quizás la más complicada en los actuales momentos. Entre la divisa líder, los Cerveceros, y los últimos, los Rojos de Cincinnati, hay apenas 7.5 juegos de diferencia, por lo que se puede decir, sin temor a equivocarnos, que nada hay fijo en los actuales momentos en la zona.

Si se tienen en cuenta los pronósticos iniciales para la campaña, es claro que los Nacionales y los Dodgers, son las dos divisas que respaldan a los expertos. Sin embargo, los Gigantes, creemos nosotros, ya no están en plan de lucha, pues con apenas 33 triunfos y 51 derrotas, a 22 juegos del primer lugar, una carta ganadora no se asoma por ningún lado en el futuro inmediato del equipo de Bruce Bochy.

En cambio, los Cachorros y los Cardenales, señalados para luchar de tú a tú por una casilla para la postemporada, ni tan lejos pero tan poco tan cerca, ambos tienen todas las posibilidades de ganar esos cupos que están en disputa en la Central, algo que también pueden obtener los Piratas y los Rojos.

Los Mets si reaccionan dentro de lo normal, pueden alcanzar el codiciado pasaporte, pese a que los Cascabeles de Arizona y los Rockies de Colorado, muestran tarjetas con mejores promedios en la temporada.

Los Bravos de Atlanta, que no figuran en el grupo de clubes favoritos para ir al calendario de octubre, si mejoran ligeramente en la segunda fase de la campaña, es decir, en la recta final, fácilmente pueden convertirse en una novena para pensar en serio, aun cuando los Cascabeles y los Rockies mantienen una aceptable ventaja en la disputa por la tarjeta de invitación.

En la americana

En cuanto a la Liga Americana, hay cuatro de los seis clubes señalados para ir a la postemporada, con boletos a ganador entre sus manos.

Los Medias Rojas, los Indios y los Astros, encabezan las respectivas tablas de sus divisiones; en tanto que los Yanquis con los Angelinos de California, en este momento, tendrían que disputar la tarjeta del comodín de la Liga, mientras que los por ahora decepcionantes Vigilantes y los Orioles han cedido mucho terreno en lo que va de la campaña. De tal manera que Medias Rojas, Indios y Astros confirman los pronósticos, en tanto que los Yanquis, que han perdido tres o cuatro cruciales juegos en los últimos días, tendrían que disputar el comodín con los Angelinos.

Los Astros, además de ser líderes en el Oeste de la Americana, tienen la mejor marca en ganados y perdidos de la campaña, con 56 victorias y 27 reveses, y muestran los mejores resultados como novena visitante, con 29 ganados y apenas 9 derrotas.

¿Pero saben qué? No descarten por el momento a los Rayas de Tampa, a los Orioles, a los Reales de Kansas City y los Mellizos de Minnesota, a los Vigilantes y a los Marineros de Seattle. Cualquiera de ellos se puede colar para la ronda de octubre.

Los que no se asoman

Los Atléticos de Oakland, los Tigres de Detroit y los Azulejos de Toronto, en ese orden, no muestran la consistencia necesaria como para pensar que pueden llegar a la vuelta de los cuatro grandes de la Liga Americana.

Los tres clubes citados nunca aparecieron en las boletas a ganador del circuito desde el inicio de la campaña, pero se confiaba en que los Azulejos y los Tigres ofrecieran mayor resistencia en la jornada.

Y en la Liga Nacional, los Filis de Filadelfia, los Gigantes de San Francisco, ¡quién lo creyera!, y los padres de San Diego, no se asoman ni por las curvas para esperar una poderosa reacción que los lleve a disputar uno de los cuatro cupos de la Liga Nacional.

Los Gigantes se quedaron de un momento a otro, y por eso, los críticos no tienen explicación distinta, a expresar que ‘’esas con las cosas del béisbol’’ y paremos de contar.

Se conocía desde el comienzo que los Filis entraban en la era de una reestructuración total o de la reconstrucción del equipo, algo que en cierta forma era previsible, y por lo tanto, no se le pueden hacer exigencias de ninguna naturaleza.

Pero así como en la Liga Americana la división Este es la más reñida, entre los Medias Rojas, los Yanquis, los Rayas, los Orioles y los Azulejos, en donde todos tienen posibilidades; otro tanto ocurre en la Liga Nacional, pero en este circuito, la zona más disputada es la Central, en donde los Cerveceros, los Cachorros, los Cardenales, los Piratas y los Rojos, no dan su brazo a torcer, porque la palabra ‘’rendidos’’ no está en los planes de ninguna de esas divisas.

La grata sorpresa de la campaña ha sido la sensacional actuación de los Cerveceros, que sin tantos bombos y platillos, están luchando denodadamente por llegar a la postemporada, mientras que los Gigantes dejaron con los crespos hechos, a los cientos de miles de seguidores en este 2017. Esto en cuanto a la Nacional.

Y en lo que corresponde a la Americana, los Reales y los Mellizos le han puesto sabor al circuito, además de la ya comentada división Este, en donde nadie tiene nada asegurado.

Lástima grande la actuación de los Atléticos, que ya no está en la cuenta de nadie; y los altibajos de los Tigres, los Medias Blancas y los Azulejos, cuyas nóminas permitían presagiar que ofrecerían franca lucha frente a todos los demás clubes.

A los Dodgers les ha costado llegar a la cima; a los Medias Rojas, también les ha salido costoso el primer lugar de su tabla; los Cerveceros no se pueden descuidar; los Indios están acechados por los Reales y los Mellizos, en fin. Y digamos que las estadísticas aquí señaladas son las que hacen parte de la campaña hasta el pasado 3 de julio del año en curso.

Cuando estamos a mitad de campaña, cuando la bolsa de jugadores puede moverse mucho en los días venideros, cuando la recta final de esta campaña empezará a disputarse el viernes 14 de julio venidero, la verdad es que un boleto a ganador no es barato, sobre todo, cuando los rivales de cada circuito, acosan día a día para no dejarse sacar a codazos de lo que es la parte más interesante de las Grandes Ligas: la postemporada y el Clásico de Otoño.

Acerca Antonio Andraus

Antonio Andraus