El tlc y nuestras falencias

Nuestra malla vial, central, secundaria y terciaria, son obsoletas y en pésimo estado de conservación y mantenimiento.

Obtusamente nos hemos propuesto darle la espalda a nuestros mares y ríos. Porque no pensar en convertir en realidad el sueño de algunos grandes emprendedores de construir la carretera Puerto Carreño – Buenaventura, adicionándole paralelamente, red ferroviaria y polioducto, con ramales y estaciones en ríos navegables, optimizando el transporte con el beneficio de acortar distancias y bajar costos de fletes. Como entender que la publicitada doble calzada Bogotá – Villavicencio, en la construcción de escasos 20 kilómetros, se requieran mas de 7 años de plazo, con el agravante que el tramo a construir esta en el trayecto central entre los kilómetros 50 y 70, cuando se debería tener dos frentes, el uno saliendo de Bogotá y el otro de Villavicencio, para tener continuidad y así evitar cuellos de botella que colapsarían la ya deficiente y caótica movilidad. Hoy se sabe cuando se sale, pero no  cuando se llega a su destino y eso que es el carreteable de la “Otra media Colombia”.

Obras paquidérmicas son como ejemplo, la de Bogotá – Cali, el túnel de la LINEA, ya inaugurado por el anterior gobierno (Con el nefasto ministro  ANDRES CARRIEL). Los contratistas piden cada vez más plazo, con diferentes argumentos. El tramo a Girardot no hay cuando terminar, la ruta  del SOL esta… a oscuras. Bogotá – Bucaramanga – Cúcuta, no hay muestras de avances. Ni que hablar de la vía Popayán – Pasto – Ipiales; Pasto -Tumaco, Mocoa – Pitalito – Neiva. Conclusión no tenemos carreteras viables para los retos que demandan eficiencia y desarrollo para afrontar el nuevo siglo. Capítulo aparte el estado de la rel secundaria y terciaria, solo tenemos trochas, aptas para salto-montismo.

Ojala el presidente Santos, en lo que queda de su primer gobierno y con el aporte de todo su equipo,  pongan a funcionar las ya “populares Locomotoras”.

Otros temas como la ganadería, minería, agricultura, (flores, café, aceite de palma africana), textiles, manufacturas y algunas más, merecen  un análisis posterior.

P.D.

Atroz, lo ocurrido con  Rosa Elvira Cely. La cifra numerosa de mujeres victimas de vejámenes y asesinatos por parte de hombres,  orates metidos en el consumo de drogas y  el alcohol es alarmante. Solo con una educación basada en principios, que deben nacer en los hogares y con penas ejemplarizantes, se podrá frenar tantos desafueros. Con trabajos forzados en la selva, sería un buen lugar para que paguen sus crímenes, así protesten los “voceros de los derechos humanos” que para estos casos, no se sienten.

***

La secuela del atentado al exministro Londoño. No es posible que el gobierno nacional y distrital, no hayan tenido un gesto de atención y generosidad con el conductor de la buseta, que está vivo de milagro. Su familia espera angustiada, una ayuda humanitaria que solvente, así sea en parte su grave situación económica.

***

Muy comentado favorablemente el libro de nuestro director Gilberto Castillo, por lo bien documentado y ameno estilo de su texto. Felicitaciones a nuestro gran amigo y que continúe escribiendo para satisfacción de sus innumerables lectores.

***

Será que el periodista francés Romeo Langlais, logro conocer la lista de los secuestrados que las FARC tienen pudriéndose en la selva?  No se puede bajar la guardia, los queremos a todos libres.

***

Señor Presidente Santos, usted un hombre que sabe escuchar, porque no entender las críticas, casi unánimes a la Reforma de la Justicia?.  “Cuando el rio suena, piedras lleva” y “no por mucho madrugar, amanece más temprano”.

***

La bella Villa de Leyva, que está cumpliendo 440 años de fundada, merece “una manito” de parte del Gobierno Nacional, Departamental, fundaciones sin ánimo de lucro, la empresa privada, amén de quienes la queremos y agradecemos su hospitalidad, son muchos y variados los proyectos y obras que requiere para convertirla en la joya cultural y turística con el reconocimiento internacional.  Para nuestro buen amigo Miguel Peñalosa, hoy Ministro de Infraestructura le queremos hablar al oído para que nos de la “manito” en las vías que comunica con la bella Villa, que están en muy precarias condiciones de conservación, de antemano se lo agradecemos, pues  su ayuda es muy necesaria y valiosa.

Acerca Hugo Artunduaga

Hugo Artunduaga
A esta edad no hay hoja de vida, solo queda un recordatorio.