Artículos de Gabriel Ortiz

Gabriel Ortiz

Fin al mito Uribe

uribe

En medio de una paz inigualable y de una transparencia excepcional, se desarrollaron las elecciones parlamentarias en todo el país. Se descubrió que no todos los partidos tenían los votantes que decían las encuestas, que la gente no sabe manejar el tarjetón, que el blanco no es tan amenazante y que sigue reinando la abstención.

Leer más »

El blanco no es la solución

El descrédito de los políticos ha llegado a tales niveles, que por primera vez, tiemblan los candidatos al congreso y a la Presidencia. No se sabe quiénes, como Comités Promotores del Voto en Blanco, se lucrarán con la “reposición de votos”, que se entregan a los partidos y movimientos por cada sufragio depositado. Ese dinero será para los promotores, pues creo que sea difícil encontrar a “don blanco”, para entregárselo.

Pero vamos al grano: votar en blanco, es una buena manera de protestar por la falta de profesionalismo de los “padres de la patria”, que van a algunas de las sesiones para que no les descuenten sus abultados salarios. Muchos, no estudian los proyectos, ni les importa su incidencia en la población, como ocurrió con la reforma a la justicia, la tributaria, y de más.

Leer más »

Despedida de Petro

petro2

Ningún cerebro podrá entender lo que sucede con la alcaldía de Bogotá y mucho menos con la justicia Colombiana. Cada día grupos de abogados, acuden a las más amañadas triquiñuelas, argucias y maniobras para burlar la Ley, y ponerse de ruana las Cortes y sus fallos.

Es imposible explicar la razón para que un fallo de la Corte Constitucional de octubre pasado sobre el tema que nos ocupa, no se aplique y podamos salvar el prestigio de nuestra justicia, que hoy va de tumbo en tumbo, de tutela en tutela, de alegato en alegato, sin puerto final. Los hombres que imparten justicia, parecen ausentes de la deshonra, el descrédito y el desdoro que día a día los arropa. Ya se habla de las millonadas que cuesta un juicio, una casa por cárcel o un fallo absolutorio. Los más feroces carruseles que han diezmado las arcas del Estado, duermen el sueño eterno mientras los responsables lo gozan en sus casas.

Leer más »

Revolución sin capuchas

Nadie se explica cómo uno de los países petroleros más ricos del mundo, llegara a la situación tan deprimente de hoy. La riqueza es tan grande, que todos sus habitantes podrían vivir en la opulencia, pero nunca los venezolanos imaginaron que tendrían problemas de abastecimiento, de golpes a la libertad de expresión, y tantos problemas. La polarización amenaza con una guerra civil que empieza a gestarse. Cuando las dictaduras tratan de afianzarse en el poder, los tiranos acuden a lo que sea, sin importarles las consecuencias. Lo padecimos en Colombia cuando nuestros periódicos tuvieron que acudir a otros nombres para poder circular. En ese entonces, como ahora ocurre en el vecino país, los estudiantes se lanzaron a las calles y ofrecieron sus vidas para defender las libertades.

Leer más »

Petro, el leguleyo

petro2

Pasamos por un nuevo fracaso del “día sin carro”, soportando el caos de las motos, de los carros blindados, de la ineficiencia del transporte público y la demostración de que Bogotá no tiene salvación en materia de movilidad. El odio de Mockus, Peñalosa y Petro al carro particular nos ha conducido al caos. El primero, al menos imprimío cultura, el segundo angostó las pocas vías, no construyó una sola y en lugar de metro, nos metió en el “transmilleno”; y el tercero no se ha enterado de que la capital tiene más cráteres que la luna y se atornilla en una silla que no ha sido capaz de manejar, mientras la capital se arruina.

Leer más »

Inocua ley de garantías

Estamos en un país en el que la corrupción ha hecho una carrera sostenida desde hace muchos años. Diariamente se habla del tema y los ciudadanos se hacen cruces, pero la toleran y muchas veces disfrutan de ella. El enriquecimiento fácil se hizo presente en una atemorizada sociedad, cuando aparecieron los Escobar, sus secuaces y sucesores. En esa época, no era mal visto venderle una propiedad o un bien a un narco, por cuatro o cinco veces más del precio comercial. Porque se hacia la transacción, o se compraba una lápida.

Leer más »

Los discriminados

Son ingentes los esfuerzos que el gobierno, las fundaciones, el sector privado y en general la sociedad colombiana han venido adelantando desde hace muchos años, para favorecer a los discapacitados e integrarlos a la comunidad, de igual a igual con los demás habitantes que conforman este país. Día a día quienes por múltiples razones padecen alguna incapacidad, hacen enormes esfuerzos para superarse. Existen instituciones como Teletón, en buena hora fundada por el entrañable amigo y colega Carlos Pinzón, que se dedican a trabajar por la población discapacitada, con notables éxitos. Año tras año, la gran empresa y la sociedad colombianas, hacen con generosidad sus aportes, porque sienten que es una obligación apoyar a los compatriotas en dificultades.

Leer más »

Agridulce 2014

2014

2014 agridulce para los pensionados, que el año anterior habían recibido alentador mensaje cuando se definió el incremento del salario mínimo tras acuerdo entre las partes. Las Centrales de trabajadores revelaron que entre los acuerdos con el gobierno, se encontraban dos temas vitales para los viejos que todo lo dieron para obtener una remuneración para el poco tiempo que les resta de vida. Se dijo entonces que los pensionados estaban cobijados por una reducción del 12 al 4 por ciento en los aportes de salud y que el incremento de las mesadas sería igual al del salario mínimo, es decir en un 4.5%. Estos dos anuncios llenaron de satisfacción a hombres y mujeres que dependen de los precarios dineros a los que tienen derecho, tras una vida dedicada a entregar sus dineros para que se esfumen, sin que nadie responda.

Leer más »